En la actualidad, predomina la revolución tecnológica llamada IoT, que no solo pretende influir en el estilo de vida de las personas, sino también en el modo de hacer negocios e innovar la manera en que nos comunicamos y trabajamos. No cabe duda que la evolución de la tecnología es acelerada, motivo por el cual, tanto las personas como las empresas deben estar preparadas para enfrentar el cambio de paradigmas.

En la actualidad, el 1% de las cosas del mundo están conectadas; tenemos smartphones, tabletas, ordenadores, dispositivos multimedia, entre muchos más, pero el internet de las cosas va mucho más allá, y en pocos años, será una herramienta habitual y cotidiana en nuestras vidas. Pero por ahora, sólo comenzaremos a notar algunos cambios durante el presente año, 2017.

  1. Mayor número Mayor número de objetos conectados: De acuerdo con Gartner, se estima que en el mundo hay 8 mil millones de objetos inteligentes, y que para dentro de los 3 años siguientes, esa cifra puede alcanzar los 25 mil millones de dispositivos conectados a internet. Y en este sentido, las empresas se interesarán en desarrollar productos sensibles al IoT. Xerox ofrece una amplia variedad de equipos y herramientas que facilitan su uso y el incremento de la productividad de los usuarios.
  2. Influencia en modelos de negocio: dado que el IoT estará presente en todos los aspectos, el internet de las cosas también influirá en el modo de hacer negocios, especialmente para el marketing. El IoT transformará los datos para permitir que las empresas lleven la experiencia del cliente al siguiente nivel. Al pensar en la propuesta de valor del internet de las cosas, la eficiencia y el ahorro de costos serán los beneficios clave. Por lo tanto, el acceso a los datos y la capacidad de convertirlos en acciones ofrecerán una innovación en el servicio al cliente y nuevas oportunidades para crear lealtad y satisfacción de la marca.
  3. Recolección de los datos en la nube: toda la información que se mueva entre las relaciones objetos-personas y objetos-objetos, podrá ser almacenada, controlada y editada directamente desde la nube, generando la digitalización del mundo físico. Los dispositivos de Xerox, permiten que los flujos de información queden protegidos y registrados en la nube en herramientas como Google Drive, Box o Dropbox.
  4. Pymes con mejores herramientas tecnológicas: conforme vaya evolucionando la tecnología, las pequeñas y medianas empresas utilizarán los mismos sistemas tecnológicos que usan hoy en día las grandes multinacionales, sin necesidad de destinar grandes cantidades de dinero. Esto se deriva de que, las Pymes se ven beneficiadas con el desarrollo de la tecnología, y con el internet de las cosas, esta no será la excepción, pues las Pymes están mejor posicionadas de entender las necesidades de las personas.
  5. Ciudades más conectadas: el internet de las cosas permitirá que las ciudades sean más eficientes, conectando su infraestructura a centros de control y generando mejoras significativas para sus habitantes en términos de movilidad, seguridad, salud y trabajo. Esto es, las ciudades ofrecerán nuevos servicios con IoT, y adicionalmente, las economías emergentes tendrán una oportunidad significativa para usar esta tecnología rápidamente sin restricciones de infraestructura heredada, algo que rebasa viejos esquemas.

 

Publicado por Computer World.